martes, 13 de enero de 2009

Motacilla alba (Lavandera blanca)


Taxonomia

Reino: Animalia
Filo: Chordata
Clase: Aves
Orden: Passeriformes
Familia: Motacillidae
Género: Motacilla
Especie: M. alba
Nombre binomial: Motacilla alba
Nombre común: Lavandera blanca

A la motacilla alba se la conoce habitualmente como lavandera blanca, nombre que le viene dado por la especial predilección que siente por las zonas próximas al agua (rios, pantanos, canales de riego, charcas e incluso terrenos encharcados), sin que por ello desdeñe otro tipo de habitats, entre los que se encuentran los parques y jardines de los entornos urbanos. En cualquier caso, no es frecuente que ocupe zonas a mas de mil metros de altitud.
No presenta una coloración uniforme, variando en función del sexo, temporada del año o edad, aunque predominan los blancos, negros y grises.
De tamaño mediano/pequeño (apenas alcanza los veinte centímetros de longitud), se alimenta de pequeños invertebrados.
Realiza la puesta en nidos que fueron de otras aves o en los que construye, de forma poco elaborada, con materiales vegetales, pelos y plumas de otros animales en los huecos que encuentra en los peñascos, árboles o tejados de las viviendas.Lo habitual es que realice dos puestas, pudiendo llegar, si la temporada es propicia, a tres. La primera la suele realizar en abril/mayo, aunque ocasionalmente puede efectuarla en marzo. Pone un huevo diario hasta alcanzar los cuatro, cinco, seis y excepcionalmente más (lo habitual son cinco). La incubiación dura un par de semanas, corriendo fundamentalmente a cargo de la hembra, aunque ocasionalmente es relevada por el macho.
En la Península Ibérica es más abundante durante el invierno, ya que a la población residente ha de añadírsele la que llega de allende los Pirineos.
Es frecuente que en invierno se congreguen por la noche en zonas arboladas, donde conforman dormideros integrados por miles de ejemplares.
Es en ave confiada, por lo que resulta fácil verla caminar por el suelo con un movimiento oscilante especialmente llamativo en la cabeza y en la larga cola.
Este hábito terrestre es el causante de que muchos ejemplares sufran lesiones importantes en las patas, ocasionadas por los alambres u otros elementos metálicos entre los que se enreda.
Su onomatopeya es "chi-ssit" o "chiik".
Se dan diez subespecies de motacilla alba cuya distribución geográfica se refleja en el mapamundi.

Ver la fuente del mapa de distribución

1 comentario: